MODO CONQUISTA




Tendrás que vencer un asalto en Campo Abierto para luego entrar en territorio enemigo, destruir los muros de la fortaleza de tu rival y eliminar a todos los enemigos para vencer. Por lo que, jugarás de la misma forma que en el modo Campo Abierto, hasta llegar al asalto definitivo donde tratarás de asaltar la fortaleza de tu rival.

JUGADORES: 1 vs 1 

NORMAS DE MAZO:

· Mazo de 50 Cartas (25 personajes, 8 reliquias, 1 símbolo de fe, 1 bandera, hasta 10 dioses, hasta 5 potenciados)
· No se pueden tener cartas repetidas
· No se pueden tener mas de 3 EQ+ en el mazo
· No se pueden tener las cartas de reliquias de objetos que ya los tengan tus personajes EQ+
· No se pueden tener mas de 3 Cazadores de Dioses




 

EXP6.jpg

Coloca tu tablero enfrente al de tu rival, pon tu mazo sobre el tablero en la sección Mazo, pon tus dioses (cartas blancas) en la sección Dioses y tus potenciados (cartas de color) en la sección Potenciados. A continuación roba 10 cartas de tu mazo y ponlas en la parte del tablero que pone MANO. De esa mano deberás seleccionar los tres aliados con los que quieres combatir contra tu rival. 

Combina bien tus personajes y reliquias para conseguir la victoria.

EXP4.jpg

Una vez tenemos nuestra primera Mano con esas 10 cartas, comenzaremos con un primer asalto, que lo jugaremos del mismo modo que Batalla a campo abierto. (El ganador de este asalto será el que comience atacando la fortaleza del rival en el siguiente asalto):
 

Cada jugador deberá ocupar los tres puestos de aliados A, B y C. Las cartas se pondrán en posición neutra 1 a 1, cada vez un jugador. El primero en poner siempre será el ganador del anterior asalto. (En caso de ser el primer asalto se tirará el dado para decidirlo).

Posteriormente, se colocarán las fichas de salud, y las de turno a cada personaje según sus velocidades. Si en una ficha la velocidad coincide, se pondrá la ficha al aliado del jugador que no tenga la ficha del turno anterior. (Ejemplo: 2 personajes con 7 de velocidad para colocar la ficha de turno 4, y la ficha 3 está puesta en un aliado del jugador 1, entonces la ficha 4 se pondrá en la del jugador 2).

Se atacará por orden según las fichas de turno.
En la primera ronda, no podrás atacar dos veces al mismo enemigo, cada aliado deberá atacar a un enemigo diferente. Cuando los 6 personajes hayan atacado, volverá el turno al que tenga la ficha de turno 1 y comenzará otra ronda. En esa segunda ronda, podrás atacar varias veces a un mismo enemigo. Podrás cambiar a posición de retaguardia y viceversa, sólo al final de cada ronda. 
(Cuando sólo quede un personaje, éste no puede estar en retaguardia, volverá a posición neutra).

Seguiréis realizando rondas, hasta que uno de los jugadores quede sin ningún aliado con vida. En ése momento, habrá terminado un asalto. 

Los aliados supervivientes del jugador que ganó el asalto, deberán colocarse en su tablero, en la casilla “Supervivientes”, ya que no podrá utilizarlos en el siguiente asalto, pero si en el próximo.

Cada uno de los jugadores cogerá 3 cartas más de su mazo para ponerlas en su mano.

Ahora el ganador del anterior asalto comenzará atacando la fortaleza del rival, mientras que este debe defenderla. Para ello, ambos deberán poner la ficha de salud de sus murallas en 3 puntos (abajo de las reliquias). Luego,
el defensor; deberá elegir estratégicamente donde colocar a sus aliados para defender su Fortaleza. Tiene 3 opciones:

1. Hasta un máximo de 2 aliados en posición Neutra, lo cual quedaría fuera del muro. Podría atacar a los enemigos y ser atacado.

2. Hasta un máximo de 1 aliado en posición Retaguardia, lo cual quedaría encima del muro. Sólo aliados con ataque a distancia. Obtendrá +2 de Defensa por la cobertura del muro, y podría atacar a los enemigos y ser atacado por enemigos con ataque a distancia.

3. Poner
hasta los 3 aliados en posición detrás del muro. En esa posición, ningún aliado recibiría daño ni efectos de ningún enemigo o reliquia, hasta que las tres murallas cayesen.

Una vez colocados los defensores en las posiciones que se decidan, y una vez colocados también los atacantes del rival, se dará comienzo a las rondas.

Los aliados del jugador atacante deberán seleccionar atacar a los enemigos fuera del muro o encima, o a la muralla, para destruirla. En este modo de juego
 se puede atacar a un enemigo las veces que desees desde la primera ronda.


Para destruir las tres murallas, deberás realizar un ataque al muro y tener un daño de +6 puntos.
Destruirás una muralla y el rival bajará un punto el contador de salud del muro. Mientras quede una muralla en pie, al final de cada ronda recibirás 3 puntos de daño por los arqueros del muro a todos los aliados, bajará tu salud directamente sin contar tu defensa.

Una vez destruyas los 3 muros, las posiciones y ventajas de tu rival que defiende más el daño de arqueros, desaparecerá. Tanto tus aliados como los rivales ya sólo podréis combatir en posición neutra. Si el atacante destruye los muros y elimina a todos los enemigos, ganará.

Si gana el defensor, será él atacante de la fortaleza rival en el próximo asalto, pero la salud de las murallas no se recuperará.

Se seguirán jugando asaltos de ataques a fortalezas, hasta que uno de los dos logre destruir las murallas del rival y eliminar los personajes que defiendan en ese asalto.





CONCEPTOS EXTRAS:

· Si en algún momento de la batalla en tu mano no tienes los 3 personajes para comenzar el asalto, tendrás que mostrarle una reliquia a tu rival, ponerla en cartas eliminadas y robar una carta para conseguir un personaje y poder disputar el asalto con 3 personajes.